lunes, 3 de agosto de 2015

Caso Iñaki


Ha sido un jugador vital las dos últimas temporadas, pero Iñaki Sáenz cuenta con ofertas mejores para seguir jugando en Segunda División y le gustaría aprovechar la oportunidad. Parece complicado que algún equipo pague su cláusula. En la cabecera de su perfil de la cuenta de Twitter se ve la fotografía de un grafiti que dice: “Lo imposible sólo tarda un poco más”. De momento, toca esperar a ver qué sucede.
El club santanderino es tajante al respecto: no quieren vender salvo que abonen su cláusula o sea una oferta muy ventajosa. “Tanto Koné como Iñaki son dos futbolistas del Racing y queremos que jueguen aquí, los consideramos esenciales para el ascenso. Sus salidas tendrían que ser operaciones que al Racing no sólo le garantizaran un sustituto de absolutas garantías sino que además tendrían que dejar dinero en el club. Operaciones muy rentables y no un cambio de cromos y de ahí no me voy a mover ni un centímetro. Esa es la posición del club y estamos convencidos de que estamos haciendo lo correcto”, indicó Manolo Higuera en la rueda de prensa de presentación de Sotres y Caneda.
En el caso del lateral riojano, el jugador ha manifestado al club su idea de salir pero no ha habido ninguna oferta. Su ficha es relativamente baja para Segunda y asumible en 2ªB (80.000 euros). En el caso de Koné, el sueldo es similar (unos 75.000 euros en 2ªB más objetivos). Ahora está lesionado, pero sí ha habido varios clubes que se han puesto en contacto con el Racing y dispuestos a pagar. Son dos situaciones diferentes. Por Iñaki se ha interesado especialmente el Alavés, pero de momento parece que los vitorianos no tienen la intención de pagar por sus servicios a los cántabros. Lo quieren, pero a coste cero. Algo que el club santanderino no se puede permitir.
Iñaki no disputó el partido amistoso del sábado a causa de unas molestias típicas de pretemporada. Para  Pedro Munitis el riojano es fundamental y así lo dijo al terminar el encuentro: “El tema Iñaki es muy sencillo, tiene un año de contrato y yo le quiero. No hay mucho más que hablar. Tiene una cláusula y poco más”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario