domingo, 6 de septiembre de 2015

Quique Setién: "Me veo involucrado en una venganza ruin y despreciable de un tal Saqués"



Quique Setién ha escrito una carta en la que responde de manera contundente al actual presidente del CD Lugo, Tino Saqués y pone en duda los datos aparecidos en el periódico La Voz de Galicia, extraídos de una auditoria, todavía sin concluir, encargada por el empresario gallego cuando tomó el control del club lucense. Reproducimos a continuación el texto del entrenador cántabro:

Sr. Saqués:
Esto es agotador. Para ser presidente de un club no hay que superar unas oposiciones, ni tener títulos, ni siquiera haber sido futbolista, entrenador, o haber ido al fútbol jamás en tu vida. Basta ser un poco atrevido, aparentar tener un poco de dinero, estar bien relacionado con cuatro interesados y cierto don del oportunismo. Solo aparecen en épocas de bonanza y desparecen por arte de magia cuando han descalabrado el club que dirigen. El pasado reciente del fútbol está plagado de personajes de este tipo que reúnen estas mismas condiciones.Yo, de hecho, me he cruzado con algunos, los conozco bien. Mi recorrido por este mundo no ha estado exento de encontronazos con ellos. Los que acabaron en los juzgados, todos los superé con nota, eso sí, todos llevaron su tiempo. El último caso fue en El Ejido. Tres o cuatro años después me dieron la razón y creo que alguno de los que me ficharon y posteriormente me echaron, sin querer pagarme, aún están la cárcel, aunque no por este motivo. El club sólo era un entretenimiento para ellos, afortunadamente tenía unos avales bancarios firmados. Algo que en Logroño no pasó ya que me quedó un montón de dinero por cobrar después de estar siete meses sin hacerlo. A su presidente, un tal Hortelano, no se le pudo encontrar nada, ni siquiera a él. De Jesús Gil ni les hablo, consiguió tenerme ocho meses sin jugar y sin cobrar, pero al final lo tuvo que hacer. También en el equipo de mi tierra, otros oportunistas trataron de echar por tierra mi nombre, no lo consiguieron. Aún me siento querido y valorado por la inmensa mayoría. Seguramente por los que me han visto sudar de verdad cada día, por ser un tío honrado con las personas y entidades que te pagan.

Ahora usted que repesenta al CD Lugo, no para mí, trata de manchar mi nombre. Me veo de repente, involucrado en medio de una venganza ruin y despreciable, de un tal Saqués (del que hace unos meses ni sabía que existía) hacia los anteriores gestores del club, confabulado con algunos tabloides resentidos que publican cantidades falseadas sin ningún rigor profesional, algo propio de las antiguas repúblicas bananeras, con el único interés de vilipendiar y menospreciar el trabajo y el esfuerzo de muchos años. Hablan de sociedades “desconocidas" creadas en Lugo, inscritas en el registro de Lugo, absolutamente diáfanas y transparentes al igual que los contratos y servicios prestados.

Mal camino ha tomado el señor Saqués en su nuevo proyecto. Debería saber y entender que los contratos están para cumplirlos, le gusten o no, como así se verán obligados a hacerlo los que lleguen después de usted, que llegarán, y tengan que asumir todo lo que firme. Esos largos contratos que ha suscrito desde que llegó con un dinero que se encontró, que usted no ha fabricado, al igual que todos los servicios externos que ha contratado, que antes los realizaban personas que llevaban en el club, el que menos diez años, habrá que pagarlos, esté o no esté usted, señor Saqués. Tiene unos días para satisfacer lo pactado y que me he ganado por el trabajo realizado, antes de que me vea obligado a defenderme. Es lo mismo que debería hacer con las personas que aún tiene secuestras en el club y que tanto tiene que agradecerles, ya que gracias a ellos usted dirige un club que ha sido un ejemplo de gestión, saneado y querido, alejado de las perversas prácticas que usted ha decidido empezar a ejercer.

No hay comentarios:

Publicar un comentario