jueves, 19 de enero de 2017

Un castillo inexpugnable


Es una de las salidas más complicadas que debe afrontar el Racing y en esta ocasión no es debido a un césped artificial, el frío o las dimensiones del terreno de juego. Pasarón es un estadio con sabor a fútbol profesional, pero allí el Pontevedra es un rival temible. Han ganado todos los encuentros que han jugado en casa menos uno, ante el Caudal de Mieres, que terminó en empate sin goles. La baja de Mario Barca, el nueve de referencia de la escuadra gallega, facilitará un poco más la tarea al equipo de Ángel Viadero que deberá asaltar un castillo inexpugnable con sus escasez de recursos ofensivos.



Mientras el Racing ha dejado escapar de su estadio 10 puntos, el Pontevedra solamente ha dejado volar de su casa uno. Su solvencia como local es espectacular. Nueve triunfos consecutivos, un empate y un triunfo. Los asturianos arrancaron un punto gracias al portero alemán Bussmann, que tuvo una actuación sensacional. El guardameta germano fue baja en el partido que disputó el Racing en el Hermanos Antuña… Y fue una ausencia decisiva para que el cuadro cántabro ganase allí.

El conjunto que entrena Luisito ha marcado 26 goles mientras que sólo ha encajado cinco. El Pontevedra ha terminado con la portería a cero en siete de los once encuentros que ha disputado como local. Una muro defensivo. Sólo un visitante ha marcado más de un gol en Pasarón hasta la fecha y fue el colista Somozas, que anotó dos pero encajó cuatro... Un partido que no cuenta. El último clasificado pilló dormido y desmotivado al Pontevedra y le marcó dos tantos en los primeros 16 minutos. Luego tocó remontada…

Lejos de Pontevedra el equipo de Luisito no ha tenido tanta fortaleza y ha sumado solamente 10 puntos. En Pasarón nada menos que 31. Además, para recibir al Racing, un partido muy atractivo de cuarto contra segundo clasificado, se está preparando una pequeña fiesta. La agrupación de peñas granates Norte 1941 ha decidido organizar un evento previo al encuentro para llenar de colorido Pasarón. El objetivo, según explican los miembros del colectivo, es "llenar el Fondo para vivir un ambiente similar al de la fase de ascenso". Esta previsto que el evento dé comienzo en el aparcamiento trasero del Pabellón Municipal de los Deportes. A partir de la una estará instalada una carpa y se llevará a cabo una comida para la afición a la que también estarán invitadas las peñas del Racing. Habrá un menú único consistente en churrasco, criollo y cachelos por siete euros, además de cañas de cerveza por un euro. No se espera que viajen apenas aficionados del Racing debido a la distancia, el mal tiempo y que el partido se puede seguir por la televisión gallega.

No hay comentarios:

Publicar un comentario