lunes, 25 de septiembre de 2017

El bueno, feo y malo del Racing 2 - Peña Sport 0


El bueno
Lo importante es sumar de tres en tres aunque sea llorando a mares. Nos aferramos al discurso resultadista ante la modestísima Peña Sport por no inmolarnos imaginando más tardes de penurias en Merkatondoa o El Sardinero.

Todo es margen de mejora, aunque la ilusión es ver a Sergio y Cobo formando la pareja más dinámica del centro del campo o a Óscar Fernández con la confianza recuperada y la velocidad intacta. Los jóvenes aprietan. Y en un equipo con carencia de gol hubo dos tantos y ninguno llevó la firma de Dani Aquino… Es positivo que marquen otros, consuela pensar que todo irá a mejor ya con el equipo ubicado en los puestos que dan billete para la fase de ascenso.

El feo
Por un instante pensé que los videomarcadores se encenderían, incluso estando desenchufados, como ocurría en ‘Poltergeist’ (1982) para enviarnos un mensaje del más allá: “El ascenso ya está aquí”. Pero no hubo nada de eso y las enormes pantallas a medio instalar permanecieron mudas como símbolo de que no hay plazos para ascender de categoría, que todo se retrasa eternamente por los imprevistos… Hace tres temporadas el presidente aseguró en un ataque de optimismo e ilusión desmedida que a estas alturas ya estaríamos en Primera… Y aunque nuestro colega de Tribuna cual Sancho Panza nos recuerde que no vemos gigantes, que son solamente videomarcadores, no salimos de nuestra ensoñación cargando contra ellos.

El malo
Hacía día de playa para estrenar el otoño y despedir el horario veraniego de las seis de la tarde… Los racinguistas tenían en la agenda todo tipo de actos sociales después de tanta lluvia y solamente acudieron a la cita 6.723 espectadores de los 8.256 abonados, última cifra oficial, aunque serán algunos pocos más. Un 18,5% como mínimo de los abonados, más si tenemos en cuenta que hubo espectadores sin abono, se quedaron en casa pasando de ver al colista en vivo y en directo… Y a saber qué porcentaje silbó al acabar los primeros 45 minutos. Asistimos al cambio climático de confianza en el equipo.

Fran Díez

No hay comentarios:

Publicar un comentario