sábado, 2 de septiembre de 2017

Mirandés, un modesto metido a grande


El Mirandés ha estado cinco campañas consecutivas en Segunda División… Las únicas cinco temporadas de su historia en la categoría de plata. Su hábitat natural está entre la 2ªB, 13 temporadas, y la Tercera, 50, aunque ahora es uno de los peces gordos del tercer peldaño del fútbol nacional. Es un claro favorito al ascenso.


Las ayudas al descenso le han convertido en uno de los ricos de la categoría y peleará por el primer puesto del Grupo II sin discusión. Tampoco se han vuelto locos en Miranda tirando de talonario, aunque han renovado la plantilla de arriba abajo. Solamente siguen tres futbolistas de la campaña pasada y han realizado nada menos que 16 fichajes.

En el conjunto burgalés hay un viejo conocido y querido del racinguismo, su entrenador, Pablo Alfaro. El maño dirigió al Mirandés los últimos once partidos de la temporada pasada y pese al descenso se le ha dado continuidad. Ha entrenado al Pontevedra, Recreativo, Leganés, Huesca y Marbella. Nunca ha conseguido un ascenso.


El Mirandés empató en la primera jornada a uno en Sarriena ante el correoso Leioa. Ganó 1-0 al Sporting B en Anduva y eliminó a la Peña Sport en Tafalla 1-2 con un gol en el tiempo extra.

Pablo Alfaro tiene disponibles a todos sus jugadores, también al recién llegado Eloy Gila, fichado el último día. El atacante catalán llega cedido por el Albacete con el que consiguió el ascenso. Tiene una amplia trayectoria en 2ªB y Segunda: Gramenet, Nástic, Betis B,  Llagostera, Sabadell…


En la portería es fijo Limones. El de Daimiel mide 1,92 y tiene 31 años. Un guardameta de garantías que las últimas cuatro temporadas estuvo en el Cartagena. Conoce muy bien la 2ªB.

En la defensa cuentan con Israel Puerto, que llegó al Racing en el mercado de invierno pasado. Aunque en el club cántabro no cuajó tiene un cartel excelente, con debut en Primera y partidos en Segunda a sus 24 años. Le acompaña en el centro de la zaga otro sevillano, aunque veterano: 34 años. David Prieto jugó las dos últimas temporadas en el Atlético Baleares, fue habitual de Primera con el Sevilla y el Xerez. Melli, otro veterano central andaluz, ha llegado procedente del Reus. El exinternacional sub-21 tiene en su currículum un montón de partidos en la máxima categoría. Gorka Kijera, 31 años ex del Eibar, y Paris, 27 años procedente del Sabadell, ocupan los laterales.

La sala de máquinas es para Albistegui, fichado del Reus, y el veterano Rúper, uno de los pocos que continúan junto con Kijera. El navarro lleva ya cuatro campañas en el Mirandés y otro en una etapa anterior. Con Osasuna llegó a ser habitual en Primera. Romero, canterano del Sevilla que jugó la temporada pasada en el Mérida ha sido otro de los fichajes para reforzar este puesto.

Jaime Santos, un extremo diestro fichado del Sporting B, y el franco-argelino Yanis Rahmani por la izquierda, completan las bandas con varias alternativas. A sus 22 años, Yanis ha pasado ya por el Baskonia, Bilbao Athletic, Tudelano, Leioa y Sestao. Por la derecha también puede actuar Borja Sánchez, veterano centrocampista que ha jugado en muchos equipos de 2ªB y en Grecia. La temporada pasada fue 17 veces titular con el Fuenlabrada.

La plantilla es muy completa y Alfaro dispone de medios muy ofensivos como Diego Peláez –el eterno pasador de Joselu en el Racing de Ferrol fichado del Sabadell– o Igor Martínez, llegado del Lugo y con partidos en Primera con el Athletic. Cualquiera de los dos son determinantes en la categoría. Tiene donde elegir y gente muy curtida en la categoría.

En la delantera el Mirandés tiene dos leones: el asturiano Diego Cervero y el andaluz Pito Camacho. Cualquiera de los dos son bregadores, conocen muy bien la categoría y también tienen gol. Cervero, de 34 años, cumple su undécima campaña en 2ªB. Incluso cuando militó en el Logroñés sonó como posible fichaje para un Racing de Primera. Lleva tres goles en tres partidos, dos en liga y uno en Copa. Es muy corpulento y un peligro en el juego aéreo. Camacho ha jugado las dos últimas campañas en el Izarra, en ambas anotó 10 goles, y tras su paso fugaz por la Cultural Leonesa ha salido rumbo al Mirandés.

A Pablo Alfaro no le falta de nada, quizá rodaje para cohesionar una plantilla con tantas caras nuevas. Es un equipo construido en torno al grupo en el que no sobresale nadie en especial, pero completísimo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario