martes, 31 de octubre de 2017

Halloween racinguista 2017


Los cinco terrores más espantosos para una Noche de Difuntos verdiblancos en 2017:


1. Un cortocircuito en los videomarcadores los incendia en un macabro Halloween. El miércoles los aficionados se encontrarían dos gigantescas pantallas chamuscadas… Ya daría igual el resultado ante el Burgos, sin los videomarcadores no merece la pena vivir más y los racinguistas irían al cementerio de Ciriego como lémures.

2. Un árbitro se equivoca y pita un penalti cometido sobre Heber Pena. Si el colegiado señala una pena máxima por derribo al gallego que no sea podría abrirse una brecha espacio temporal que generaría un agujero negro provocando el apocalipsis universal. Por ello el colectivo arbitral ha decidido no pitar nunca ni falta, pero está siempre el temor de que un día se olviden y que piten el fatídico penalti sobre Heber que desencadene el fin del mundo… ¿Por qué no en pleno Día de Todos los Santos?

3. Destituyen a Ángel Viadero, pero el Consejo de Administración vuelve a contratar a Pedro Munitis aconsejados por la tabla ouija que realiza todos los fichajes del club. Moratón también da miedo a algunos, pero no es tan feo. En el mismo paquete se refuerza el equipo repescando a Pumpiparda y Catapulta Bontempo.

4. Un hat-trick de Juanjo Expósito origina una serie de infartos en cadena que colapsan el Hospital de Valdecilla y cientos de fallecidos. ¡Feliz Halloween, haters!

5. Como esa niebla espesa imaginada por Stephen King cae sobre los Campos de Sport un manto de Chusma que lo envuelve a todo y lo cubre de chapapote azul. La Chusma no deja ver nada y dentro se escuchan voces: “¡Es todo lo mismo, es todo lo mismo! ¡Mandan ellos, mandan ellos!”. Una trama neonazi trata de combatir la invasión chusmosa a través de tuits envenenados. El final de la película es funesto... Serie Z.

No hay comentarios:

Publicar un comentario