jueves, 19 de octubre de 2017

Soñar en pantalla grande


Fue más que encender los terceros videomarcadores del fútbol español. Un símbolo. Un acto de promoción y afirmación del racinguismo. 20,4 metros de largo y 4,2 de ancho en los que caben todos los sueños… Hasta la UEFA, como se decía hace ya muchos años. Demasiados.


Alfredo Pérez, copropietario del Grupo PITMA, el dueño del club, habló de un museo, un centro del alto rendimiento, un equipo de e-Sport que jugase en esos pantallones gigantescos, de un club social de empresas… Proyectos ambiciosos para una entidad que tiene a su primer equipo en plena crisis de identidad y en el tercer peldaño del fútbol español. Si la pelota no entra es complicado llevar a cabo todo esto con éxito, aunque siempre es positivo pensar y planificar a lo grande. Como esos videomarcadores ostentosos en Segunda División B.


Con la excusa del encendido de las pantallas a la presentación del Real Racing Business Club acudió una nutrida representación del entramado empresarial cántabro. El acto, en el césped de los Campos de Sport, con recorrido por las nuevas entrañas del estadio, pasando por los palcos interiores y los pasillos decorados y pintados, encantó a los asistentes. Café y vino de honor –el antiguo vino español–. Salvo algún fallo puntual, el audio no sonó cuando comenzó a emitirse el vídeo o algún eco de la megafonía, fue un gran evento de marketing… Impropio de la Segunda División B. Hace nada  el Racing estuvo en Merkatondoa u Olarambe. Es comparar a Dios con…

Manolo Higuera empezó recordando el “nido de piratas” en el que se había convertido el club y en cómo “soñaba con acercar el Racing a los empresarios de Cantabria” algo que se lograba en ese momento. “Es bueno acercase al Racing”, aseguraba el presidente. Dejad que los niños se acerquen a mí. “Estos videomarcadores son símbolo de la modernidad, de la reconstrucción y el futuro en contraposición a los antiguos, rotos, sin funcionar y que mostraba un club en ruina”, aseveró un Higuera más breve y contenido de lo habitual.


Alfredo Pérez, en un extenso “sermón” en el templo racinguista, habló de proyectos viables por sí mismos con la referencia al “dios” empresarial de Cantabria: Emilio Botín. El empresario repasó obras y milagros, desde el Racing femenino a la tematización de la zona infantil del Hospital de Valdecilla. Pequeños pasos que significan mucho. Ni mu de delanteros o goles. En el césped, el cuerpo técnico y toda la plantilla. También muchos trajes y corbatas.

Los planes sonaban bien, algunos ya esbozados y diseñados en aquel centenario popular del club, como el del museo o la decoración interior del campo. Elogios a la afición y esa idea de poder explotar el estadio de una manera más amplia con la complicidad del Ayuntamiento. La alcaldesa estuvo presente en el acto y cerró las intervenciones. El plan estratégico 2017-2020 para el Racing es a todo color y plagado de efectos especiales, pero la película del domingo ante el Barakaldo será más modesta, esperemos que no sea muda… Sin goles.

3 comentarios:

  1. Todo muy bonito y muy de traje y corbata pero noto la ausencia de lo principal, los clientes. Porque la base de un club son las gorras, banderas y bufandas. 😡

    ResponderEliminar
  2. Estuvo el empleado del Hormiguero, o estaba en alguna tv poniendo a parir a Rajoy

    ResponderEliminar
  3. Bueno, no está mal, solo 3 meses de retraso (menos 6 días)... Y, además, nos enteramos de que no han puesto ni un euro para los pagos a Hacienda. Y de que se han quedado el club sin desembolsar nada, tan solo mediante la concesión de un préstamo al propio Racing. Esperemos den cumplida cuenta y aclaren todos estos extremos.

    ResponderEliminar