viernes, 22 de abril de 2016

El árbitro y las tarjetas en Les Caleyes


A falta de cuatro partidos para que termine la fase regular el Racing tiene hasta siete futbolistas apercibidos de sanción, algunos piezas fundamentales en el esquema de Munitis: Dioni, Alain, Caneda, Kamal, Óscar Fernández, Pumpido y el portero Dani Sotres. Quizá el guardameta suplente debería forzar cuanto antes la quinta amarilla en previsión de una lesión o expulsión de Óscar Santiago. También tiene acumuladas cuatro cartulinas amarillas el entrenador.

Los ciclos de tarjetas se inician de cero en la segunda fase de la liga, así que el principal problema será no perder jugadores para el encuentro en Ferrol o que ninguna pueda ver la quinta amarilla ante el Coruxo, lo que acarrearía suspensión en el primero del play-off. El siguiente partido en casa es ante el Compostela, justo antes de la decisiva salida a La Malata y ya antes de la fase de ascenso el partido ante el Coruxo en los Campos de Sport de El Sardinero. Por tanto, en Les Caleyes el conjunto santanderino deberá de estar pendiente de un árbitro bastante tarjetero. El madrileño Sergio Pérez Muley cumple su cuarta campaña en 2ªB con 32 años. Un perfil de colegiado joven muy de esta categoría de bronce. Será su encuentro número 52 en 2ªB. Su media de cartulinas amarillas es de 5,74 amarillas y 0,39 rojas. Su último partido ha sido de los importantes en el Grupo IV, el Cádiz-Sevilla Atlético (1-1).

En 2013 el árbitro madrileño vivió su polémica más sonada. El trencilla mintió en el acta de un Balompédica Linense-UCAM Murcia en el que mostró tres cartulinas rojas al banquillo local, expulsando al médico de los albinegros... Algo que solamente se recomienda en situaciones extremas para evitar el peligro de que algún futbolista pueda caer lesionado sin un galeno en el césped. El árbitro escribió en el acta que simplemente le había amonestado cuando en realidad le había expulsado. Directivos del club gaditano desvelaron que el colegiado había mostrado su enfado antes de comenzar el choque por un cambio de hora del partido que le hizo perder sus billetes del AVE y desplazarse en coche. Después, ya en juego, mostró tres rojas al banquillo cuando en lo que iba de campaña no había enseñado ninguna a ningún otro equipo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario