martes, 20 de febrero de 2018

La situación del Racing no es tan mala


La situación clasificatoria del Racing no es nada negativa, todo lo contrario que la losa de pesimismo del entorno. El club santanderino sigue tercero a cinco puntos del líder, el Sporting B, y a cuatro del Mirandés. Un panorama no tan diferente al de las últimas campañas en 2ªB de la escuadra montañesa.

La ventaja respecto al cuarto, la Real Sociedad B, es de tres puntos, y de cinco sobre la UD Logroñés, ya fuera de las plazas de fase de ascenso. Esta temporada la parte noble de la tabla está más apretada en el Grupo II.

La situación es mucho mejor que en la campaña de Pedro Munitis en el banquillo y esa temporada el cuadro cántabro terminó la fase regular primero.

La temporada pasada en la jornada 26 el Racing estaba a cuatro puntos de la cabeza, que ocupaba la Cultural Leonesa, pero tenía ya casi asegurado el play-off con 15 puntos de ventaja sobre el Valladolid B. El Celta B, tercero, tenía dos puntos menos que los cántabros. Era un trío de conjuntos muy potente y todos ellos estuvieron cerca del ascenso a Segunda.


El Racing ha sumado en esta temporada siete puntos menos, pero es que la anterior campaña tuvo cifras de récord. La escuadra de Viadero sumó 31 de los últimos 36 puntos, pero terminó segunda. Es una “anomalía” encontrarse a un rival con tan buenos resultados como la Cultural la campaña pasada… Y ahora la distancia respecto al líder es solamente de un punto más. Desde luego el Sporting B, un filial recién ascendido, no es el club de la Aspire Academy con una plantilla amplia y mucho jugador con experiencia.

En la temporada 2015/2017 el conjunto santanderino se encontraba a nueve puntos del Racing de Ferrol, lejísimos del líder. El Racing era segundo con cinco puntos de ventaja sobre el quinto, el Pontevedra. La escuadra dirigida por Munitis se comió la diferencia con los ferrolanos sumando 27 de los últimos 36 puntos en las 12 últimas jornadas. Más bien fue el otro Racing el que dilapidó su renta, pero entonces la situación deportiva de los cántabros era mucho más angustiosa que ahora.

La gran diferencia en cuanto a la situación actual se encuentra en la temporada 2013/2014, la campaña del plante de honor con Paco Fernández en el banquillo. Entonces el Racing era líder con tres puntos más que el Guijuelo, segundo, y ocho respecto al quinto, el Burgos. Curiosamente el equipo cántabro tenía solamente un punto más que el Racing actual y la situación institucional era completamente opuesta en todo lo que tenga que ver con estabilidad y seguridad financiera. La noche y el día no se diferencian tanto, quizá en los rivales que tuvo en el grupo el Racing, en una actuación copera brillante o un entorno muy unido. La esperanza en esta campaña no se debe arrojar por la baza, quedan demasiados puntos en juego.

No hay comentarios:

Publicar un comentario