viernes, 16 de febrero de 2018

Racing-Izarra: Todo es Pouso


Después de dos empates consecutivos en partidos en lo que todos contaban con un triunfo y un cambio de entrenador, un Racing con el ánimo bajo –“apagadito” según Carlos Pouso– se enfrenta el domingo a las cinco a un Izarra que también camina en el filo de la crisis y cerca de la zona peligrosa de la clasficación.


El nuevo técnico racinguista quiere ganar y convencer, dar buena imagen y cambiar la dinámica pesimista en el vestuario y en la grada. El racinguismo se aferra a la ilusión que ha traído el "pousismo".


En la calle será otra cosa. Allí sí que habrá animación. Antes del duelo habrá festejos en el cercano barrio de Tetuán por el próximo aniversario del Racing, el 23 de febrero. Son los peores momentos deportivos en 105 años de historia… Pocas bromas, pero tampoco es plan de amargarse el domingo.


Dani Aquino es la gran duda. El murciano sufrió una contractura en Tafalla y apenas ha entrenado durante la semana. Pouso apurará hasta el último momento, pero parece arriesgado que juegue ante el Izarra, aunque podría llegar a entrar en convocatoria.

Pouso ha ensayado con una delantera de centímetros por si no llega Dani Aquino formada por Borja Lázaro y Juanjo Expósito con vuelta al 4-4-2. La otra opción sería dejar al madrileño como ‘9’ y volver a jugar con un trivote, la función que realizó Cobo en San Francisco, aunque no salió demasiado bien el invento. Eso podría abrir la puerta al torrelaveguense o incluso a Quique Rivero.


Iván Crespo estará en portería y en la defensa formarán casi los que tiene el técnico vasco: Gurdiel, Gándara, Regalón y Julen Castañeda. Gonzalo de la Fuente está descartado completamente. Paco Regalón ha estado con molestias, pero no tendrá problemas en saltar al césped de inicio.

En el centro del campo la baja por sanción de Antonio Tomás motiva que Borja Granero regrese a su puesto natural. Sergio Ruiz podría ser su acompañante en el doble pivote. El de El Astillero es hoy por hoy el centrocampista más en forma de la plantilla. En la banda izquierda podría repetir Álex debido a la baja forma de Heber Pena y por la derecha el puesto se lo juegan entre César Díaz y Óscar Fernández. El manchego ha tenido algunas molestias esta semana, así que parece que el de Renedo será titular en El Sardinero. Arriba, esa pareja de “troncos”: Juanjo y Lázaro.

El Izarra llega con su entrenador y su ayudante sancionados y también con la ausencia de su central Josetxo por acumulación de tarjetas. Se ha reforzado en el mercado de invierno con cinco fichajes y es un equipo que tiene mimbres para no sufrir y lograr la permanencia de manera holgada. Esta es su tercera campaña consecutiva en la categoría y tiene un buen bloque que conoce bien la categoría. El portero Julio Iricíbar ya hizo un partidazo en El Sardinero cuando militaba en el filial del Valladolid. Lo mismo que Juanlu Cisneros cuando militaba en la Mutilvera. Pese a estar decimoquinto en la clasificación el Racing no debe confiarse. En la última jornada vencieron 1-0 al Sporting B y en la anterior hicieron sufrir al Mirandés en Anduva, 4-3. Pouso ya ha advertido de que se trata de un rival “peligroso”.

El árbitro del partido será el reiterativo Fernando Román Román, doble apellido. El palentino ha pitado dos veces a los cántabros ambas con triunfo: 2015/2015 Compostela 1 – Racing 2 y 2016/2017 Racing 2 – Llagostera 1 de Copa. Tiene 29 años y lleva ya ocho campañas en la categoría de bronce, división en la que se ha estancado tras un ascenso meteórico. Llegó a ella con 22. Es licenciado en Educación Física.

No hay comentarios:

Publicar un comentario