lunes, 18 de junio de 2018

El Racing y el surf


En el autobús del Racing viajó a Santander la primera tabla de surf comprada por un español en 1963. Desde entonces este deporte y el club de fútbol santanderino han mantenido cierta relación unidos por El Sardinero.

Jesús Fiochi, considerado el primer surfista español, unió al Racing con el surf gracias a aquel encargo, un tablón de casi tres metros. Su padre había sido directivo de la entidad racinguista.


En aquellos años sesenta el surf era algo extraño en las costas del norte de España, pero ahora es habitual ver cerca del estadio a cientos de surfistas en la Segunda playa de el Sardinero. Desde hace décadas, el surf se ha convertido en un elemento cotidiano en playas de todo el mundo. Cantabria tuvo mucho que ver en los inicios del surf en nuestro país.

Este miércoles 21 de junio Laura Revuelta, la primera mujer surfista de España, recibirá un merecido homenaje en Somo. Convertida en estandarte del surf femenino como pionera, la surfista será la encargada de descubrir una nueva estrella del primer ‘Paseo de las Estrellas del Surf’ de España.

El galardón pretende rendir tributo a su papel precursor del surf como deporte y forma de vida, pero también a su gran labor de desarrollo de la industria, como cofundadora de una de las primeras tiendas y marcas de surf en España: Xpeedin Surfshop.


Laura Revuelta nació en Santander en 1956 y es la mayor de seis hermanos. Su padre fue Poli Revuelta, jugador del Racing durante cuatro campañas en Primera.

Apolinar Revuelta (1923-2010) fue un conocido atleta antes que futbolista. Llegó a ser campeón de España de 100 metros lisos y plusmarquista de salto de longitud con un récord que perduró durante 30 años. Decía de él que era más rápido que Paco Gento y es que corría los 100 metros en menos de once segundos. Con el Valladolid jugó una final de Copa, que perdió 4-1 ante el Athletic. Precisamente varios directos del Racing acudieron a ver la final a Chamartín con el objetivo de fichar a Revuelta. Entre ellos estaba el padre de Jesús Fiochi, el primer surfista. Fue una contratación de muchísimo dinero, 500.000 pesetas por cuatro temporadas, del 50 al 54.


Laura heredó la pasión por el deporte, la playa y el mar de su padre. Su acercamiento al surf tuvo lugar allá por el año 1968 cuando entró en contacto con un grupo de chicos del Surf Club Sardinero quienes, de manera esporádica, le prestaban sus tablas. Dos años más tarde (1971), con quince años, consiguió ahorrar para comprarse su primera tabla. Le costó 3.500 pesetas. A partir de ahí empezó a desplazarse hasta la playa de Somo en busca de olas. “No era fácil surfear entonces por la estricta moral de la época. Salía de casa vestida de señorita y tenía que cumplir horarios. Surfeaba a escondidas, dejaba la tabla guardada en la taquilla del servicio de lanchas que cruzaban la bahía de Santander hasta Somo que así era cómo me movía”, explica Revuelta.


En abril de 1977 Laura Revuelta se casa con uno de los fundadores del Surf Club Sardinero, Zalo Campa. Juntos comenzaron una larga cruzada con un objetivo común: vivir del surf. Para ello se asociaron con una pareja de amigos vascos, Iñigo Letamendía y Marian Azpiroz, con quienes fundaron un pequeño taller de tablas con tienda anexa en Loredo (Cantabria) al que, meses más tarde, sumarían una segunda tienda en Zarautz (Guipúzcoa). Disuelta la sociedad y ya en solitario, primero en Loredo y después en Somo, Laura y Zalo fundan Xpeedin Surfshop (1978), la primera marca y tienda de surf de Cantabria y una de las primeras de España. A partir de ese momento, con esfuerzo y dedicación, la pareja empezó a ver cumplido su sueño haciendo del surf su modo de vida.

Paralelamente a su trabajo en Xpeedin, Laura viajaba a menudo con su marido y varios amigos para surfear en otras playas y participar en los primeros campeonatos de surf de la época. “No había chicas, era un mundillo de hombres. No había competiciones de mujeres así que, al principio, tenía que participar en categoría masculina. Poco a poco, fue habiendo más chicas y empezó a haber campeonatos femeninos”, explica Revuelta que consiguió el segundo puesto en la primera edición del Campeonato de España de Surf, celebrado en la playa cántabra de Ajo en 1984.

Esta temporada el Racing apoyó La Vaca Gigante, la única prueba de surf extremo de España. Se proyectó el anuncio del evento en los videomarcadores y se realizó una promoción publicitaria.  El Racing de Avellaneda también ha realizado promociones relacionadas con el surf. El argentino Leando Usuna es embajador del club en lo relacionado con el medio ambiente y porta el escudo de la Academia en su tabla.

No hay comentarios:

Publicar un comentario