viernes, 22 de junio de 2018

Opinión: Desahogo racinguista desde Canadá


Qué larga se nos está haciendo la espera y cuántas horas en Twitter pasaremos hasta que ruede la pelota otra vez. ¡Cuánto debate en tan poco tiempo y cuánto mal rollo en el entorno verdiblanco! Perdónenme, pero no termino de entender lo que pasa en el Racing desde Canadá.

Hace apenas unas semanas Alfredo Pérez da el paso definitivo. Un movimiento que se le pedía desde que el Grupo PITMA tomó el mando. No hace mucho eran unánimes las críticas achacando tanto a Alfredo como a su socio, Pedro Ortiz, que no dieran la cara. Falta de transparencia, decían algunos. Esto servía para especular, para acusarles de ser unos meros testaferros, de tomar la incomprensible decisión de comprar algo y no gestionarlo, de dejar a Higuera y a Víctor Diego al frente de una nave que iba a la deriva. Alfredo y Pedro dan el paso, salen en rueda de prensa y anuncian no sólo sus nuevos roles en el Consejo de Administración sino que presentan un proyecto y una ilusión que por audaz, suena incluso irrealizable. Días después, el proyecto ya no gusta. “¿Qué es eso de la carta blanca?”, murmuran.

Si algo se achacó a la etapa de Higuera fue la falta de profesionalidad, las comisiones y las comisiones de comisiones. Se agradecía la entrega y las horas dedicadas, pero no era suficiente. El runrún exigía empezar a profesionalizar el club y fichar a un director deportivo que tomara las riendas, un tipo que marcara el camino para así dejar de dar tumbos cumpliendo los caprichos del entrenador de turno o los consejeros.



Se contrata a Chuti Molina a finales de marzo. Ni siquiera ha terminado la fase de ascenso a Segunda y como no hay mucho que se le pueda echar en cara le recriminan que no es de aquí. Mundo globalizado. Es que no ha arrancado ni la pretemporada, no se ha ni movido el mercado y ya se pone todo en duda, incluso que el director deportivo tenga mando en plaza, que haga, que deshaga o que tome cualquier decisión. Pedían carta blanca, una carta pequeña supongo.

En aras de profesionalizar el club, el director deportivo está restructurado la cantera. De momento sólo sabemos cargos, apenas ha habido movimientos de entradas y salidas en el B. Sin embargo, ya se culpa al Consejo de desmantelar el filial, de traer jugadores de fuera, de olvidarse de los jugadores que llevan años y años mamando Racing. ¿La realidad? Las salidas se cuentan con los dedos de una mano y los fichajes exóticos aún no han aterrizado.

Tras nuestro peor momento clasificatorio en 105 años de historia y tres años en Segunda B, los críticos se hacen fuertes y “el ya lo dije yo” resuena de tal forma que los ecos traspasan el Atlántico (no la universidad, el océano). Ahora lo fácil es decir que tras romper el candado que abrió los bajos de El Sardinero había que haber apostado por la cantera, que esto de fichar no lleva a ningún lado y que el futuro está en La Albericia. La cantera, bonito término.

¿Cuál hubiera sido la reacción si sumidos una miseria absoluta y con la necesidad imperiosa de ascender para hacer frente a la guillotina del convenio se presenta un proyecto a 10 años para subir a base de canteranos? No lo sé, pero visto el desquiciamiento actual, me lo imagino. Ni un modelo ni otro nos hubiera asegurado subir de categoría, pero si el día del Barsa B las cosas hubieran ido no bien, simplemente por los cauces normales del fútbol, hoy no habría debate y veríamos a canteranos debutando en la Liga 123 y con oportunidades de foguearse entre los mejores. No pasó, es fácil hoy darse golpes en el pecho (algunos, por cierto, lo deben de tener morado).



Y por último, el tema de la campaña de abonados. Hasta la semana pasada se decía que los carnets tenía un precio desorbitado, que lo ideal era bajarlos para llenar el Sardinero, que estaban echando a la gente del estadio… Pues bien, presentan una campaña ambiciosa, novedosa y pensada. Asequible de cojones, aún no he escuchado a nadie que su abono de la 18/19 vaya a ser más caro que el de la pasada temporada cuando existían los manidos descuentos por antigüedad. Entonces, a priori se supone que debe ser un éxito de acogida…

Pues no. Haters gonna hate. La APR saca un escueto comunicado enfurecida por sentirse engañada, AUPA les responde por Twitter. Se enzarzan. Unos dicen que traicionan a los de racinguistas de siempre, que dónde está mi antigüedad, que esto es el fin de las peñas (el club hasta ahora hacía una rebaja similar a la cuota de peña, o séase, se hacía cargo de la cuota de cada uno de los peñistas) y que “ya vendrán los lloros cuando el año que viene ya no haya descuentos por antigüedad”. ¿Quién ha dicho que no volverá a haber descuentos por antigüedad y que esto no es más que una novedad puntual para simplificar tarifas y atraer más aficionados?, me pregunto. Esto me recuerda a aquel comunicador que decía que lo del descuento de accionistas era una estafa y que con el paso de las temporadas sería eliminado dejando tirados a los pobres aficionados. De locos. Desquiciante. Muy de Twitter.



No sé si será la distancia, si será que me hago mayor o simplemente es que el cambio horario no me permite ver el bosque,  pero entiéndanme, no encuentro explicación a la amnesia colectiva, a la necesidad de criticar cada movimiento, a la búsqueda de confrontación continua, a la necesidad de crear bandos. No lo entiendo.

¿Mi esperanza? Pensar que las redes sociales no representan más que al centenar de usuarios activos y a sus opiniones personales. Quiero pensar que en la calle nadie habla de esto. Que la población civil no va por la calle con el ceño fruncido porque el B entrene por la mañana, porque se eliminen los descuentos por antigüedad o porque hayan presentado el Abono 0 en Madrid. Quiero pensar que la falta de memoria que tenemos para agradecer cada día el hecho de poder seguir debatiendo de fútbol sobre un club que estaba en la UVI, permita olvidar también toda esta crispación cuando en julio de 2019 celebremos el ascenso. Porque vamos a ascender, ¿verdad?

P.D. A los que disfrutan soltando espuma por la boca contra portales como éste porque la información no es de su agrado, porque donde dice H, debería decir B, porque tú dijiste que… les pediría por favor que canalicen su ira hacia otro lado, no vaya a ser que la gente se canse y cierre el chiringuito. A muchos, el trabajo desinteresado de este tipo de medios como racinguismo.com nos permite seguir atados a la actualidad desde la distancia, sin tener que pagar un duro y sin ventanas que nos avisan de haber alcanzado el número máximo de vistas mensuales. La carta blanca es sólo para Chuti.

Bruno Novo
@_brunovo

Publicamos habitualmente las opiniones que nos envían, pero no necesariamente las compartimos. El racinguismo es libre de opinar sobre los diferentes proyectos del club, fichajes o situaciones.

1 comentario:

  1. Sencillamente : " chapeau", coincido contigo en un 100%. Me pregunto de donde sale tanta negatividad?, de una radio ilegal?, de la idiosincrasia cántabra (piensa mal y acertarás)?. No se, pero si se que el que sale perdiendo es el Rácing. Y un apunte final: AUPA no se ha enzarzado con nadie, solamente nos duele tanta crispación

    ResponderEliminar